Mensaje de la Santísima Virgen María a la humanidad recibido durante la Santa Misa—12 de septiembre 2016

Bajo la mirada del Padre
25 agosto, 2016
Mensaje de Nuestro Señor Jesucristo a la humanidad—Dado a ‘Discípulo’ 15 de septiembre de 2016
15 septiembre, 2016

Mensaje de la Santísima Virgen María a la humanidad recibido durante la Santa Misa—12 de septiembre 2016

Amados hijos Míos ¿Cómo os preparáis vosotros para los acontecimientos terribles que sacudirán pronto al mundo? La Tierra y el tiempo en que vivís no es el mismo, el Reloj de la Misericordia se ha detenido para dar paso a la Justicia Divina.

Clausurada la Puerta Santa del Año Santo, el mundo entero entrará en la primera etapa de la Justicia Divina… noticias alarmantes se escucharán por doquier y Mis Mensajes serán prohibidos por altas autoridades eclesiásticas.

La confusión reinará en algunas almas y desearan de corazón conocer la verdad, muchos de Mis hijos darán rienda suelta a las pasiones carnales quedando tristemente atados por los pecados del mundo.

Vosotros estáis en el mundo más ya no sois del mundo porque habéis conocido el Divino Amor. Mi Hijo Jesús os dará en estos días de prueba el don de la Preciosa Sangre para que selléis vuestras casas y la de vuestros seres queridos.

Es ahora que se levantarán del polvo los guerreros del Dios Altísimo bajo las órdenes del Arcángel San Miguel.

Para dar un paso en fe se requiere valor. La forma mejor de prepararse es confiar mucho en el Poder de Mi Corazón, pero también en el gran poder que tiene la Preciosísima Sangre de Mi Amado Hijo Jesús.

Pidan al Padre Dios, vuestro amoroso Padre de la Gracia de permanecer de pie ante los ataques del maligno.

Amados hijos que ya estáis conformando las Comunidades Reparadoras ¡ánimo! vuestro enemigo intentará echar por tierra los Proyectos del Cielo muy sigilosamente, muy astutamente, por eso perfeccionad vuestras debilidades ante Jesús Sacramentado y confesad vuestros pecados por más leves que estos sean.

Mi Amor y Mi Corazón están con vosotros. La gracia del Corazón Sagrado de Jesús está con vosotros, ¡Animo! Yo Soy vuestra Señora del Santo Rosario, orad, rezad de corazón, os amo.